Logo Principal JUGADORES ENTRENADORES PRESIDENTES HISTORIAL ENFRENTAMIENTOS RANKINGS

AQUÍ VIVE LA HISTORIA DEL CADIZ CF

1997-98 TEMPORADA 1998-1999  1999-00

TEMPORADA 1998-1999
1997-98    1999-00 

DATOS BÁSICOS RESUMEN DIRECTIVA Y PLANTILLA PARTIDOS CLASIFICACIÓN
DATOS RESUMEN PLANTILLA PARTIDOS CLASIFICACIÓN

RESUMEN

Este vez no se puede escapar. Después del fiasco de la campaña anterior, en la que un maquiavélico sorteo, que nos emparejó con los filiales de Real Madrid y Barcelona, nos privó de poder, por fin, dejar atrás el pozo de la Segunda B, la afición está de nuevo ilusionada. Nos hemos quedado muy cerca, sólo falta un empujoncito más.

Además, el club se renueva en su cúpula, con el desembarco de Rafael Mateo y el grupo ADA, que invierte mucho en renovar la plantilla. Su fallo, el de otras directivas no gaditanas: obviar a los "locales", un suicidio en un club de una ciudad con una idiosincracia tan particular.

La gestión pasa para el gallego Fran Canal, y el cuerpo técnico, que el año pasado había capitaneado Ramón Blanco, pasa a estar en manos de Ismael Díaz, un entrenador con amplia experiencia en la categoría.

En la plantilla, la marcha de Ariel Zárate deja un vacío totalmente irremplazable. La directiva intenta llenarlo con la llegada de Borge (un goleador con muchos tiros dados), Luis Merino, Mariano Aguilar y Dani Ruiz (experimentados defensas), Alejandro Suárez (joven promesa) y Hernán Vigna, mediapunta argentino.

Sin embargo, las cosas se tuercen enseguida. El técnico que ha planificado la plantilla es despedido después de tan sólo cuatro jornadas, en las que sólo se sumó un triunfo y tres derrotas. Mateo recurre a Sánchez Franzón para el banquillo, que tras una derrota inicial, hace remontar el vuelo a los amarillos. Incomprensiblemente, el isleño también cae, cuando su trabajo empieza a fructificar, y la directiva vuelve a buscar fuera lo que tiene en casa. El catalán Jordi Gonzalvo aterriza en Carranza con la misión de reenganchar al equipo a la lucha por la liguilla.

Pero el pésimo inicio liguero pesa demasiado, y pese a que los cadistas recortan diferencias, en ningún momento dan la sensación de poder hacer la machada. La directiva, que evidencia tener poca paciencia, intenta una mini-revolución en el mercado invernal: se marchan hombres como Mariano Aguilar, Alejandro Suárez, Monsalvete o Chico, y llegan otros: Benito, Jose Luis, Ricardo García y Dacosta. Demasiados cambios que no hacen sino generar más confusión.

Un arreón del equipo en febrero (mes históricamente malo) saca optimistas donde no los había, pero éstos desaparecen tan pronto como el rendimiento vuelve a caer. El quinto puesto final engaña: realmente no estuvimos cerca de pelear la liguilla, de la que quedamos descartados tres jornadas antes del final.

CREACIÓN FICHA: 04/02/2009

ÚLTIMA ACTUALIZACIÓN: 18/09/2016

VISITAS: 17190